Estrellas, Planetas y Meteoritos

Líneas de Investigación

Exoplanetas, cuerpos menores y meteoritos

Investigadores Participantes
Ignasi Ribas, Josep M. Trigo-Rodriguez, Carles Eduard Moyano-Cambero, Manuel Moreno-Ibáñez, Marina Martinez-Jiménez
Contacto
Josep M. Trigo-Rodriguez
  • Among the most primitive meteorites, we have been working in the fascinating carbonaceous chondrites. They are Murchison that contains chondrules, refractory inclusions, and even tiny presolar grains arrived from nearby stars (Trigo-Rodríguez et al., 2006). " /> Among the most primitive meteorites, we have been working in the fascinating carbonaceous chondrites. They are "cosmic sediments" containing small objects that were forming the protoplanetary disk, just before the planets formed by accretion of this kind of materials. The picture shows a thin section of the famous CM chondrite Murchison that contains chondrules, refractory inclusions, and even tiny presolar grains arrived from nearby stars (Trigo-Rodríguez et al., 2006).
  • We are continuously recording the appearance of meteors and fireballs in the sky by using a high-resolution all-sky CCD camera (Trigo-Rodríguez et al., 2005). These cameras are very sensitive and they can be used even in bad conditions, like e.g. clouds and full Moon (bright feature in the image). This image of the full sky (some horizon details are clearly shown) shows a 2006 Perseid fireball imaged from Montsec Astronomical Observatory (OAdM) last Aug. 12, 2006. Stereoscopic images of a same meteor from several stations allow to reconstruct the atmospheric trajectory and heliocentric orbit of these particles usually coming from comets and asteroids. The square appears magnified in the lower-right corner in order to better show the meteor. It appears segmented as a consequence of being used an inner rotating shutter in order to measure the velocity and deceleration of the meteor in the atmosphere. The original picture is about 33Mb in size. We are continuously recording the appearance of meteors and fireballs in the sky by using a high-resolution all-sky CCD camera (Trigo-Rodríguez et al., 2005). These cameras are very sensitive and they can be used even in bad conditions, like e.g. clouds and full Moon (bright feature in the image). This image of the full sky (some horizon details are clearly shown) shows a 2006 Perseid fireball imaged from Montsec Astronomical Observatory (OAdM) last Aug. 12, 2006. Stereoscopic images of a same meteor from several stations allow to reconstruct the atmospheric trajectory and heliocentric orbit of these particles usually coming from comets and asteroids. The square appears magnified in the lower-right corner in order to better show the meteor. It appears segmented as a consequence of being used an inner rotating shutter in order to measure the velocity and deceleration of the meteor in the atmosphere. The original picture is about 33Mb in size.
Image of

Contactar con el equipo de investigacióndescargar documentación

Una línea de investigación del IEEC-ICE que ha sido creada recientemente está relacionada con los planetas extrasolares, o planetas situados alrededor de otras estrellas. Hasta la fecha se han descubierto cerca de 200 planetas extrasolares. La mayoría de estos planetas son de tipo joviano (similares a Júpiter), lo que significa que son planetas gaseosos cuyas masas son mayores que la Tierra. De la mayoría de ellos se han obtenido sus órbitas mediante las observaciones de la velocidad radial de la estrella que los alberga. Los investigadores I. Ribas y J. Miralda han encontrado una correlación de estos planetas entre sus masas y sus excentricidades orbitales, y también entre sus masas y la metalicidad de la estrella que los alberga. Una idea sencilla se ha propuesto para dar explicación a estas correlaciones que postula la presencia de dos poblaciones de planetas: una formada directamente por colapso de gas que construye principalmente planetas masivos en órbitas excéntricas, y otra que forma planetas de baja masa en órbitas circulares a partir de núcleos de rocas y hielos (que posteriormente adquieren una excentricidad por procesos dinámicos), preferentemente en estrellas de alta metalicidad. Se planea continuar en el estudio de estas correlaciones para comprender mejor sus implicaciones en el origen de estos planetas.

Por otro lado, el Grupo de Meteoritos, Cuerpos Menores y Ciencias Planetarias del ICE está liderado por el Dr. Josep M. Trigo-Rodríguez y trabaja en la caracterización y el análisis de todo tipo de meteoritos, con particular énfasis en aquellos más primitivos (condritas) que nos permiten profundizar en las fases iniciales de la formación planetaria y también sobre los procesos físico-químicos ocurridos durante la evolución de sus cuerpos progenitores. Nuestra especialización en meteoritos primitivos y de origen marciano ha hecho que la NASA reconozca nuestro centro como repositorio de meteoritos Antárticos. De hecho, las condritas carbonáceas son agregados representativos de los componentes primigenios que formaron el disco protoplanetario en nuestro sistema solar, siendo ricos en agua y conteniendo variables proporciones de materia orgánica y otros compuestos volátiles de importancia astrobiológica. Nuestros estudios permiten obtener claves sobre las etapas iniciales de formación planetaria y sobre los procesos físico-químicos ocurridos durante evolución de sus cuerpos progenitores (asteroides y cometas). El grupo está integrado por el Dr. Trigo (P.I., científico titular CSIC-IEEC),  los investigadores a media jornada Prof. Dr. Jacinto Alonso-Azcárate de la Universidad de Castilla La Mancha (UCLM) y la Dr. Mar Tapia del Institut d’Estudis Geofísics Eduard Fontseré (IEC), así como los doctorandos Carles E. Moyano-Cambero (CSIC-IEEC), Marina Martínez-Jiménez (CSIC-IEEC) y Manuel Moreno-Ibáñez (CSIC-IEEC). . Junto con varios estudiantes de master actualmente participando en nuestras tareas de investigación todo ello hace al grupo jóven, dinámico y multidisciplinar. Nuestros estudios se basan en la caracterización por diferentes técnicas (SEM, EDX, TEM, micro-Raman, ICP-MS, etc...) de los minerales y principales componentes que forman los meteoritos para así profundizar en las propiedades físico-químicas de formación y procesado de los cuerpos menores del Sistema Solar: cometas, asteroides y meteoroides. Otros miembros externos del grupo son Prof. Dr. Jürgen Blum (Institut für Geophysik und extraterrestrische Physik, Alemania), Dr. Larry Nittler(Carnegie Institute, EUA), Prof. Dr. Uli Ott(Max Planck Institut für Chemie, Alemania), and Dr. Andy Rivkin (John Hopkins University, EUA). También se colabora con el Prof. Dr. Jordi Llorca del Instituto de Técnicas Energéticas de la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC). Con estos estudios buscamos encontrar nuevas claves sobre los materiales que forman los discos protoplanetarios y acerca de los procesos físicos dominantes en las primeras fases de acreción planetaria. Esto incluye el enriquecimiento en agua y materia orgánica de la Tierra o la formación de las primeras atmósferas dado que los meteoritos son agregados representativos de los componentes primigenios que formaron el sistema solar y particularmente ricos en elementos volátiles. El grupo también está estudiando acondritas de origen lunar o marciano para conocer mejor la física del transporte a la Tierra y los procesos de choque que alteran algunos de sus minerales. Asimismo, se hacen seguimientos del comportamiento fotométrico de cometas y asteroides a fin de profundizar en los procesos físico-químicos que tienen lugar en sus interiores.

Las partículas procedentes mayoritariamente de cometas y asteroides proporcionan información adicional sobre la estructura y propiedades de los llamados "cuerpos menores", además de claves esenciales sobre las fuentes de meteoritos y de Objetos Próximos a la Tierra (NEOs). De este modo, de manera complementaria a los estudios sobre meteoritos, estamos actualmente monitorizando la entrada de meteoros y bolas de fuego en base a 25 estaciones CCD y vídeo repartidas por la Península Ibérica que conforman la Red de Investigación sobre Bólidos y Meteoritos . Desde esas estaciones obtenemos imágenes estereoscópicas de las bolas de fuego que permiten reconstruir sus trayectorias y así obtener datos valiosos sobre las propiedades físicas y las órbitas de los meteoroides que alcanzan la Tierra. Estas partículas proporcionan información adicional sobre la estructura y las propiedades de los llamados "cuerpos menores", además de claves esenciales sobre las fuentes de meteoritos y de Objetos Próximos a la Tierra (NEOs). El estudio de estos bólidos permite obtener información dinámica sobre estas partículas y, en casos favorables, identificar sus cuerpos progenitores. Además, el análisis preciso de sus trayectorias luminosas al atravesar la atmósfera permite conocer sus composición química (por espectroscopia de emisión) o responder cuestiones claves sobre la posible supervivencia de meteoritos en aquellos eventos que profundizan ostensiblemente en la atmósfera. De hecho, en el marco de esta red de investigación recuperamos las últimas caídas de meteoritos en España: Villalbeto de la Peña (2004) y Puerto Lápice (2007). También hemos recientemente reconocido y caracterizado la condrita ordinaria L6 Ardón como una caída ocurrida en León en 1931.



Presione aquí para saber más ...